Té de jengibre: el poder de una raíz

Creado: Sáb, 27/08/2022 - 15:21
Autor:
Credito
Redacción Excelencias Gourmet
Categoría
jengibre

Con su ligero sabor a picante, el té de jengibre es toda una experiencia al paladar, si se sabe preparar bien es una bebida agradable de la que se puede disfrutar y, además, aprovechar sus propiedades en beneficio de la salud.  

Esta es una bebida rica en gingerol, paradol y zingerona, sustancias capaces de combatir el dolor de garganta, los resfriados y los síntomas gastrointestinales, como náuseas, cólicos y vómitos. Igualmente, por ser un potente antioxidante y antiinflamatorio, el té de jengibre también ayuda a prevenir ciertas enfermedades como cáncer, diabetes y obesidad.

Tiene otras propiedades, como su acción diurética, que favorece la eliminación del exceso de líquidos en el organismo y contribuye a la quema de grasa corporal, ayudando a adelgazar.

Otros beneficios del té de jengibre

  • Disminuir las náuseas y los vómitos
  • Mejorar la digestión
  • Favorecer la pérdida de peso
  • Prevenir la diabetes
  • Prevenir ciertos tipos de cáncer
  • Combatir las inflamaciones
  • Tratar infecciones
  • Desintoxicar el hígado
  • Prevenir enfermedades cardiovasculares

¿Cómo consumirlo?

jengibre

 

Puede prepararse con jengibre fresco o en polvo, y puede consumirse solo o con limón, canela, cúrcuma o nuez moscada, tornando la bebida más nutritiva y sabrosa. Recordamos que, para obtener los beneficios, el té de jengibre debe formar parte de una alimentación saludable y balanceada, asociada a la práctica regular de actividad física.

Recetas

El té de jengibre debe prepararse en la siguiente proporción según el sitio Tua Saúde: 2 cm de jengibre fresco en 200 mL de agua o 1 cucharada de sopa de jengibre en polvo para 1 litro de agua.

Se coloca los ingredientes en una olla y dejamos hervir durante 8 a 10 minutos. Pasado ese tiempo, apagar el fuego y tapar la olla. Luego, cuando esté tibio, colar y beber a continuación.

Té de jengibre con canela

Agregar la canela en el agua junto con el jengibre y colocar la infusión a fuego medio, dejándola hervir durante 5 a 10 minutos.

Té de jengibre con cúrcuma

Añadir 1 trozo de jengibre en 500 ml de agua y llevar a fuego medio hasta que hierva. Cuando haga ebullición, apagar el fuego, añadir 2 cucharaditas de cúrcuma, tapar el recipiente y dejar reposar durante 10 minutos antes de consumir.

Té de jengibre y miel

La preparación es sumamente sencilla. Parte de la receta principal y la única diferencia es que, una vez servido, uno lo endulza con miel. Las propiedades de la miel son excelentes, mejor que el azúcar. Y también le da un gusto muy especial al té.

Fuente: Tua Saúde, Sabor Gourmet.
 

 

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Credito
Redacción Excelencias Gourmet