Pablo Márquez: “Me voy emocionado por la ilusión y las ganas”

Creado: Dom, 05/07/2015 - 17:41
Autor:
Categoría
Pablo Márquez: “Me voy emocionado por la ilusión y las ganas”

Así lo expresó el periodista y asesor gastronómico español Pablo Márquez, al participar en el V Seminario Gastronómico Internacional Excelencias Gourmet, La Habana 2015, celebrado en el Hotel Memories Miramar Havana.
“La realización de eventos como este es imprescindible”, expresó el especialista en declaraciones a Excelencias Gourmet. “El mercado europeo está supersaturado de eventos gastronómicos. En España cada mes hay congresos, jornadas… Toda la región de España que tenga algo que aportar ya ha creado su propio evento… creo que el mercado está saturado. Pero acá no creo que haya otro evento así, es el evento de Excelencia.
“La gente tiene muchas ganas de participar en este tipo de iniciativas, la apoya… han tenido un éxito tremendo y la respuesta esta. Si convocas a un evento y no asiste nadie es o que está mal configurado, o que a nadie le interesa, o no has acertado en el momento y lugar… pero acá es todo lo contrario, a gente está ávida de que haga esto, lo sigan haciendo y sigan creciendo.
“Mi valoración no puede ser más positiva sobre la celebración del Seminario. Hemos estado todo el mundo encantado, ha habido mucho compañerismo… la gastronomía es un mundo que puede pecar de cualquier cosa pero de falta de compañerismo no. Todo el mundo está por la labor de apoyarse unos a otros aunque cada uno tenga unos intereses particulares, sus empresas y negocios. En este tipo de eventos se produce un acercamiento entre los individuos de este mundo maravilloso que es el gastronómico”.


-¿Qué impresiones le ha dejado la restauración cubana en su breve estancia?
-Hay una parte técnica, que podríamos valorar, hay otra parte conceptual y otra sentimental. Precisamente lo que me llevo son sentimientos. Me voy emocionado. Lo peor que te puede pasar, y más en una época como esta, es llegar a algún sitio y que no te emocione. Me voy emocionado no por el plato quizás, porque hay cosas que me han gustado más que otras, sino por la ilusión y las ganas que tienen los cocineros de evolucionar.
“Yo vengo de estar en muchos países que han sido vanguardia gastronómica durante muchas  décadas y han sido la cuna e muchos movimientos gastronómicos, como España, Francia, Japón… entonces son países que están gastronómicamente más desarrollados. Cuba tiene cosas que mejorar, pero es como todo, en Japón hay cosas que mejoraría, en España hay muchas cosas que yo mejoraría, en Francia… Acá también hay cosas que mejorar, quizás por circunstancias, localización, o porque hay sectores que no se trabajan mucho…
“Haría falta quizás conseguir un poco más de productos, que la gente se lo crea, que haya gente más gente dedicada a ese sector agrícola y pesquero, que la gente vuelva al campo. Acá siendo una tierra fértil como es sería óptimo que dependamos de los productos de Cuba y no haya que importar todo. Sino que al revés, que tengamos que exportar porque aquí tengamos la mejor materia prima.
“En la gastronomía lo que me he llevado es una impresión gratísima. Aunque hay cosas que mejorar, el concepto de modelo de negocios está empezando ahora. Hay cosas que ir mejorando porque es inevitable, porque ha pasado en todos los países. Pero me llevo sobre todo que he visto a depredadores de la cocina, a cocineros que salían y te comían con la ilusión, con las ganas de agradar, de aprender… y esto que parece lo más obvio, no es algo que siempre se encuentre. Hay mucha gente prepotente y se tienen muy creído eso de que son los mejores. Aquí están ávidos de experimentar nuevas sensaciones, de construir entre todos una cultura gastronómica del país”.


-Recientemente fue fundada la Cátedra de Gastronomía y Turismo de Cuba. ¿Cuán necesario puede ser esto para un país?
-La academia es fundamental porque al final lo que va a hacer es defender los valores patrimoniales, culturales y gastronómicos de Cuba. Me parece fundamental que haya una entidad que abogue por unir al sector, por ser ese eje en el cual van a estar integrado los restauradores, hosteleros, los académicos, el gobierno… todos los agentes que pueden intervenir en el proceso culinario.
“Alguien tiene que ser un eje vertebrador y nada mejor que una academia, que en determinado momento va a tomar elecciones, apoyadas en otras academias que han demostrado su éxito en otros países. Todo va a ser positivo o no en función del trabajo que hagan los académicos y de las esperanzas que pongamos en las personas que actúan en ella”
 

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.