“Vamos a cuidar la comida y la hostelería cubana”

Creado: Jue, 14/05/2015 - 15:19
Autor:
Credito
Por: Luis Raúl Vázquez Muñoz
Categoría
“Vamos a cuidar la comida y la hostelería cubana”
Además de su página semanal en el diario Juventud Rebelde, de sus libros de entrevistas e investigaciones sobre el pasado de Cuba, el destacado periodista y escritor Ciro Bianchi tiene otra responsabilidad: dirigir la Academia de Gastronomía y Turismo, constituida dentro de las actividades de la 35 edición de la Feria Internacional de Turismo FITCuba 2015, que sesionó en el destino Jardines del Rey.
Muchas son las razones que pesaron al momento de hacer la designación. Ahí está su obra periodística, que lo ha llevado a entrevistar a personalidades como los escritores Alejo Carpentier, Gabriel García Márquez o Miguel Otero Silva. 
Sin embargo, el  peso fundamental estuvo en sus investigaciones sobre comida cubana, las secciones y columnas que ha mantenido a lo largo de su vida sobre el tema en distintas publicaciones, como las revistas Cuba, Prisma y Réplica. También está su libro “Yo soy el chef”, editado en México y que es una biografía del maestro Gilberto Smith, uno de los grandes de culinaria cubana y del mundo. Pero por si estas razones fueran pocas, existe una fundamental y Ciro lo confiesa con pudor: “Es que yo tengo una relación neurótica con la cocina”.
 
— ¿Por qué hablar de una Academia de Gastronomía y Turismo en Cuba? ¿Cuál es la razón de su surgimiento?
— Ella es una acción del Ministerio del Turismo (MINTUR) de Cuba en su interés por elevar los estándares de calidad. Tengo que decir que su creación le debe mucho a José Carlos de Santiago, embajador de la Academia Iberoamericana de Gastronomía. Él insistió mucho en la necesidad de crear una organización, llamémosla así, que pudiera agrupar lo mejor del país en materia culinaria, de bebidas y hospedaje, agrupar esa experiencia y con todo ese conocimiento apoyar la excelencia del producto turístico cubano.
 
—Hablar de una Academia de Gastronomía y Turismo causa un poco de sorpresa al inicio. ¿No piensa que pudiera correrse el peligro de quedar en un terreno de la indefinición y más cuando existen organizaciones similares, como la Asociación Culinaria, por ejemplo?
— Pienso que no, al contrario. Funcionaremos con el apoyo de FORMATUR. Además, tenemos muchos intereses y acciones que acometer. Creo que una de nuestras misiones, asesorar al MINTUR y certificar niveles de calidad, ya de por sí es un trabajo valioso y con una responsabilidad muy grande.
 
— ¿Cómo funcionarán?
— Los detalles finales se encuentran en estudio. Estamos  pensando en unos 30 académicos y debemos valorar cuántos serán  los miembros plenos y los supernumerarios, que por estar alejados de la sede no podrán participar en todas las reuniones. Sí puedo informar que ella funcionará bajo la dirección de un Consejo Rector, que está por definirse. Como principio, sus miembros no pueden ser personas vinculadas ejecutivamente al turismo ni ser chef o barman en activo en alguna instalación hotelera o gastronómica.
 
— ¿Por qué ese requisito?
— Por una cuestión ética y de asegurar la imparcialidad. Como uno de nuestros propósitos es velar por la calidad del servicio turístico, los miembros de la Academia irán a hotel y dictaminarán su estándar real. Nuestro reconocimiento, el sello, será una Palma, cuyo nivel máximo será de Cinco por el lugar donde se encontraron Fidel y Raúl después del desembarco del Granma. Es posible que una instalación sea cinco estrellas, pero su cocina o su planta de alojamiento no estén en esa categoría. Nosotros lo certificaremos con  las Palmas, ya sea una o hasta cinco, en el caso que así sea.
 
— ¿Qué otros objetivos tiene la Academia?
— Velar por la calidad de la cocina cubana,  promoverla, hacer una guía de ella y de su gastronomía. El MINTUR considera que esa es una asignatura pendiente, y es muy bueno que la reconozca como un valor grande del patrimonio cubano, que se puede preservar y mejorar en nuestro turismo.
 
— ¿Qué otras acciones harán ustedes para preservar la tradición culinaria cubana?
— Bueno, de inmediato trabajaremos por rescatar las tradiciones y recetas de la comida popular cubana. Ahí existe un gran tesoro en cada región de Cuba. Para poner un ejemplo, solo en Baracoa existen 100 recetas autóctonas de ese lugar y que se mantienen en la tradición de sus habitantes. Es el caso del arroz con coco. Pienso que esa será una de nuestras tareas más fascinantes, preservar una tradición, para lo cual trabajaremos con mucho gusto.

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Credito
Por: Luis Raúl Vázquez Muñoz