Inician modernización de la planta procesadora de soya en Santiago de Cuba

Creado: Dom, 25/01/2015 - 18:01
Autor:
Categoría
Inician modernización de la planta procesadora de soya en Santiago de Cuba

La Empresa Pro­cesadora de Soya de Santiago de Cuba, única de su tipo existente en el país, será dotada de una moderna planta extractora de aceite valorada en 6 millones 520 000 euros, que le permitirá duplicar la entrega de importantes derivados de esa semilla empleados en la producción de alimentos.

Inaugurada por Fidel Castro el 24 de octubre del 2001, la explotación continua de una tecnología reinstalada tras años de funcionamiento en otra nación, había reducido notablemente la capacidad productiva y la eficiencia de esta industria destinada a la sustitución de importaciones.
Según explicó su director general, ingeniero químico Omar Góngora Sánchez, tal situación provocaba que de las 25 000 toneladas de aceite crudo a extraer por cada 100 000 del frijol procesadas, apenas podían obtener 16 000, afectando así el plan de entrega anual a la aledaña planta refinadora de aceites comestibles.
En igual sentido se redujo la producción de texturizado vegetal proteico, destinado a las empresas cárnicas de Cuba para la incorporación de proteínas y como extensor de embutidos y picadillos, así como la harina desgrasada empleada en las mezclas físicas utilizadas por los combinados lácteos en los cereales.
Semejante a un edificio multifamiliar de cinco niveles, en la obsoleta planta laboran decenas de hombres de la Empresa de Ingeniería y Diseño de Granos, del Ministerio de la Industria Alimenticia, y la Empresa de Mantenimiento a Centrales Eléctricas, empeñados en reducir a 15, los 30 días programados para el desmantelamiento. 
Góngora Sánchez afirmó que el 50 % del nuevo equipamiento arribará al puerto santiaguero en la actual semana, y el resto será recibido a inicios de enero próximo, de ahí que prevean concluir el montaje a finales de abril, e iniciar el 1ro. de mayo la producción de las 21 450 toneladas de aceite pactadas para el 2015.
“No existe otra alternativa —precisó el directivo—, pues solo en estos cinco meses en que no podremos suministrar esas materias primas imprescindibles para la industria alimenticia, el país deberá invertir en su importación alrededor de 30 millones de pesos en divisas libremente convertibles”.
Paralelo al montaje de la nueva planta, cuya posibilidad de reciclar todo el residual reduce considerablemente la contaminación de la bahía, serán instalados totalmente nuevos dos silos con sus sistemas transportadores de granos, una cocina para la disminución del nivel de humedad de la semilla, una torre de enfriamiento y una planta de tratamiento de agua.
De esa forma todo quedará listo para proseguir en el 2016 con el montaje de modernas tecnologías en la planta de preparación del grano y la línea de texturizados, que junto a otras inversiones planificadas, completará la modernización requerida para duplicar en tan breve tiempo la capacidad productiva de la empresa.
 
Fuente: Periódico Granma

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.