Genios de los fogones del mundo: Èric Ripert

Creado: Jue, 05/12/2019 - 09:00
Autor:
Credito
Enric Ribera Gabandé
Categoría
Èric Ripert

Èric Ripert ejerció la profesión de los fogones de muy joven en dos cocinas: la de Antibes, Francia, donde nació, y Andorra, un pequeño país justo al otro lado de la frontera española donde se mudó cuando era niño. Su familia infundió su propia pasión por la gastronomía al joven Ripert a la edad de 15 años, cuando dejó su hogar para ingresar en la escuela culinaria en Perpignan. A los 17 años, se mudó a París y cocinó en el legendario La Tour D’Argent antes de tener un puesto en el Jamin, de tres estrellas Michelin. Después de cumplir su servicio militar, Ripert regresó a Jamin con Joel Robuchon para trabajar como chef especializado en pescado.

En 1989, Ripert aprovechó la oportunidad de actuar con Jean-Louis Palladin como jefe de cocina en Jean Louis en el Watergate Hotel de Washington, DC. En 1991 se mudó a Nueva York, trabajando brevemente como jefe de cocina en David Bouley. Maguy y Gilbert Le Coze lo reclutó como chef de Le Bernardin. Desde entonces, Ripert se ha eregido firmemente como uno de los grandes chefs de Nueva York y del mundo.

En 1995, con solo 29 años, Ripert obtuvo una calificación de cuatro estrellas del New York Times. Veinte años después y por quinta vez consecutiva, Le Bernardin, nuevamente, obtuvo la calificación de cuatro estrellas del New York Times, convirtiéndose en el único restaurante en mantener este estatus durante este período de tiempo, sin bajar la nota.

En septiembre de 2011, Ripert y Le Coze dieron a conocer un rediseño significativo de Le Bernardin de Bentel & Bentel que le valió al restaurante un Premio James Beard al "Mejor Diseño de Restaurante" en 2012. Tres años más tarde, en septiembre de 2014, Ripert y Le Coze abrieron Aldo Sohm Wine Bar, llamado así por el aclamado director de vinos Aldo Sohm. Ubicado a pocos pasos de Le Bernardin, el bar de vinos ofrece un menú de queso, embutidos y platos sencillos combinados con selecta carta de vinos de Sohm en un ambiente informal y agradable. Ese mismo mes, los dos ampliaron la oferta de comidas privadas de Le Bernardin con Le Bernardin Privé, un espacio dinámico sobre Aldo Sohm Wine Bar.

Ripert es el vicepresidente de la junta de City Harvest y trabaja para reunir a los mejores chefs y restauradores de Nueva York para recaudar fondos y aumentar la calidad y cantidad de donaciones de alimentos a los más necesitados de Nueva York. Cuando no está en la cocina, Ripert disfruta de un buen whisky, paz y tranquilidad.

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Credito
Enric Ribera Gabandé