Millesime Madrid 2013

Creado: Dom, 13/10/2013 - 13:48
Autor:
Credito
Por: Don Rafael Ansón Oliart, Presidente de la Real Academia de Gastronomía de España
Categoría
Millesime Madrid 2013

El Salón Millesime es un lujo para Madrid. Es un modelo de éxito que, después de siete años, ha sabido renovarse y adecuarse a las nuevas realidades. Naturalmente, la gastronomía sigue teniendo el protagonismo máximo pero ha incorporado también al mundo de la moda y de la arquitectura, tres expresiones culturales importantes y de las que Madrid puede presumir.

El planteamiento gastronómico sigue siendo parecido al de años anteriores, con esa dicotomía entre unos almuerzos clásicos (en mesas, sentados) con platos preparados por varios cocineros, todos de nivel y con un servicio impecable. Y una serie de lugares donde pueden degustarse algunos de los mejores alimentos y bebidas no solo españoles sino que se distribuyen y venden en nuestro país.

Allí, junto a nuestros mejores jamones, quesos o vinos, hay también champagnes franceses o alcoholes y licores de muy diferentes países.

Este año, la ciudad invitada ha sido Cascais (donde se organizará Millesime Portugal en junio de 2014) y el país invitado Perú. Por cierto, eso me permitió disfrutar de un estupendo Pisco Sour y también de la nueva bebida de moda en las noches de Lima, el Pisco Sour al que se le añade Ginger Ale, zumo de limón, clara de huevo, jarabe y angostura y que se llama “chilcano”.

Naturalmente, en esos pasillos o salones dedicados a los diferentes temas y productos, los visitantes pueden disfrutar de una manera informal, de pie, charlando, de muchísimas exquisiteces de nuestra gastronomía o de aquellos alimentos y bebidas que quizás no tienen su origen en nuestro país, pero que se encuentran en Madrid. 

Y quiero destacar la presencia de los Jóvenes Maestros de REPSOL, Alberto Ferruz (Bom Amb de Xabia, Alicante), Macarena de Castro (El Jardín, de Mallorca), Yayo Daporta (Yayo Daporta de Cambados, Pontevedra) y Oscar Hernando (Maracaibo de Segovia), junto con las originales creaciones de los cocineros de NH Hoteles.

El nuevo espacio, un acierto absoluto

La novedad de este año ha sido el espacio, diseñado por arquitectos y por interioristas, mucho más claro, más diáfano, aparentemente más sencillo y menos caro. Un acierto absoluto porque, además, ha hecho imposibles las aglomeraciones de otras ediciones, dada la gran superficie y las múltiples posibilidades para detenerse y disfrutar.

Un gran éxito de su creador y continuador, Manuel Quintanero, con la colaboración y la dirección general de Sandra Reig, una profesional excelente y una mujer extraordinaria. Y a la finalización de Millesime, Millweek by Mahou ofreció todas las delicatessen al público en general.

Un discurso impecable de Ana Botella

 Yo estuve en la inauguración con la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, quien, por cierto, tuvo una actuación impecable en todo su recorrido por los diferentes “stands” y espacios. También improvisó un discurso de altísimo nivel, casi de tres estrellas o tres soles.

Después, con el Alto Comisionado de la Marca España, Carlos Espinosa de los Monteros, el Embajador de Perú y la vicealcaldesa, Concepción Dancausa, tuve la oportunidad de disfrutar en el restaurante La Masía (ha habido tres en el salón Millesime) de una cocina elaborada por tres grandes chefs catalanes, dos hombres y una mujer.

Sergio Torres, del restaurante Dos Cielos de Barcelona, preparó la crema de mandioquinha con caviar y el postre, un bizcocho de frambuesa con crema montada con cassis y vainilla. Fina Puigdevall, del restaurante Les Cols, eN Olot (Girona), nos permitió probar un huevo fresco del gallinero con atún y mayonesa, preparado de una manera moderna y muy atractiva. También de Fina Puigdevall fue la Royale de patata con jugo de asado. Los aperitivos estuvieron acompañados con una cerveza Mahou 5 estrellas; los dos primeros platos con el champagne Cordon Rouge, y el royale de patata, con un Belondrade & Lurton 2011.

Después llegó una breve exhibición de Paco Perez, jefe de cocina de los restaurantes Miramar de Llançà (Girona) y La Enoteca, en el Hotel Arts de Barcelona, entre otros establecimientos (el más reciente, l´Eggs, en Barcelona). En primer lugar, un ragout de holoturia (pepino de mar cada vez más utilizado en algunas cocinas), muy original y atractivo; y después, un gran plato, el canelón de cochinillo ibérico y setas de temporada, sin pasta porque la piel del canelón es prácticamente el tocino del ibérico.

El ragout de holoturia se acompañó de un Habla 2010 y el canelón de un Roda 2007. Y para el postre, el bizcocho de frambuesa, un Vi de Glass Gewurtztraminer del Penedès.

Todo maravillosamente atendido nada menos que por José Jiménez Blas, durante muchísimos años director de sala de Zalacaín.       

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Credito
Por: Don Rafael Ansón Oliart, Presidente de la Real Academia de Gastronomía de España