Su voto: Ninguno Promedio: 5 (1 voto)

Un Daiquirí para el mundo

Claudia Rodríguez Colón

Una esquina devenida leyenda en la historia de la coctelería cubana se encuentra a la vista de aquellos que visitan el céntrico Boulevard de Opispo, centenares de personas cuyos ojos buscan con curiosidad el famoso rincón donde un grande de la literatura universal, Ernest Hemingway, pasaba sus tardes y disfrutaba del catalogado como mejor daiquirí del mundo.

Con sus dos siglos de existencia y convertido ya en un lugar mítico de La Habana Vieja, visitado por personalidades como el boxeador Rocky Marciano, el escritor Tennessee Williams, el director de cine Francis Ford Coppola, la actriz italiana Ornella Muti y el diseñador de moda francés Paco Rabanne, el bar-restaurante Floridita “La cuna del Daiquirí” se coloca como uno de los pilares para los cantineros de Cuba y del resto del orbe.

Al Floridita lo distingue fundamentalmente la tradición de cantineros que rodea al bar desde sus inicios, algo que se ha transmitido de generación en generación, pues sus bartenders son maestros, ganadores de premios internacionales, jurados de competencias a nivel mundial y profesionales muy serios.

Este especial bar-restaurant ha celebrado hasta ahora 8 ediciones del Rey del Daiquirí, competencia en la que compiten cantineros de todas partes de Cuba y del mundo y este año en conmemoración por el 200 aniversario de la institución, se realiza el Rey de Reyes del daiquirí del 4 al 7 de octubre en la que compiten doce bartenders ganadores de las ediciones anteriores de este desafío.

La Campaña por el aniversario 200 del Floridita de la que forma parte el evento rey de Reyes comenzó hoy 4 de octubre con la presentación de la conferencia del italiano Campeón Mundial de Coctelería Ettore Diana “Las pulpas en la coctelería”, en la cual se refirió fundamentalmente el empleo de los productos con base de frutas para realizar diferentes cocteles.

Durante la presentación, Diana abordó las diferencias entre las formas de hacer el Daiquirí en Cuba y en Italia y explicó cómo pueden cambiar esos cocteles mediante el empleo de nuevos productos y saborizantes con base afrutada. Para realizar el Daiquirí, el bartender utilizó batido de hielo, Ron Havana Club, 5 líneas de limón, 1 cucharadita de azúcar blanca, productos de la italiana General Fruits y marrasquino. El resultado, obtenido en menos de 3 minutos, fue un Daiquirí cubano-italiano con un característico sabor a limón y ligeros toques de distintas frutas.

Diana refiere que para un coctelero es muy importante este tipo de eventos como el que está celebrando El Floridita, pues en todas partes del mundo se realizan y manifiesta que es un gran honor para él participar en este que se está llevando a cabo en Cuba. Indica que su objetivo en el Rey de Reyes es brindar nuevas ideas para la confección del daiquirí para poco a poco perfeccionar este importante y distinguido coctel en todas partes del mundo.

Al referirse al desarrollo de la coctelería cubana, expresa que esta está incluida hoy entre los mejores exponentes a nivel mundial y explica que prefiere el daiquirí cubano porque tiene el marrasquino y el dulzor característico de los licores de la Isla.

Enviar nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
  • Web page addresses and e-mail addresses turn into links automatically.
  • Allowed HTML tags: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Lines and paragraphs break automatically.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si usted es un visitante humano y para evitar el spam automatizado.
Image CAPTCHA
Introduzca los caracteres que aparecen en la imagen.