Mistura cierra sus puertas y consolida su popularidad

Creado: Mar, 07/11/2017 - 08:30
Autor:
Categoría
mistura-2017

Mistura, la feria gastronómica más importante de Latinoamérica, cerró sus puertas el 5 de noviembre en el Rímac, histórico distrito que irradia cultura y tradición. La Sociedad Peruana de Gastronomía  (Apega)  se propuso que la celebración por los diez años de Mistura privilegiara un retorno a los orígenes y que los mistureros hicieran suya la feria bajo el eslogan de este 2017: con sabor a barrio.

Lo más representativo y autóctono de la gastronomía peruana concentrado en un solo espacio atrajo no solo a capitalinos y peruanos provenientes de todo el país, sino también a miles de turistas extranjeros motivados por degustar las atractivas y variadas propuestas culinarias ofrecidas.

Según Apega, la feria culminó con un total de 302.139 visitantes. De esa cifra, el 10% correspondió a extranjeros, y de ellos, el 59% vino exclusivamente motivado por conocerla. En paralelo, del total de visitantes de provincias –15 %–, más de la mitad llegó también solo por la feria. Hasta el momento, el récor de asistencia a Mistura se produjo en 2015, cuando se convocó a 400 mil visitantes.

Los más popular de Mistura

En lo que a comida concierne, Apega reveló que el área de brasas fue nuevamente las favoritas de los visitantes a la feria. Entre las propuestas más vendidas destacaron La Caja China de la Tía María y la Asociación Gastronómica Santa Rosa con su cuy de Lamay. En la zona de anticuchos, la Tía Grimanesa y Anticuchos Pascuala están en la parte alta del cuadro final.

mistura-2017

 

En sánguches, El Chinito volvió a ser el preferido de todos. Hectitor’s del Norte con sus cachangas y champús también estuvo en el top de los más vendidos. En tanto, en cevicherías, las dos que mayor éxito fueron Entre las Redes y Piscis. En el sector de barras cevicheras, Las Barras de Ronald se consagró como el número uno. El Sui Sui de la Selva Sus Maravillas y La Olla de Juanita rayaron en ventas en lo que a cocinas regionales se refiere.

La Chayo, que atrajo a miles de comensales, lideró las ventas en la zona de las Picanterías. En el sector de bares, Ayahuasca Resto Bar y Jammbuche ocuparon los dos primeros lugares, y mención aparte merecen las Cervezas Artesanales: fue el stand que más vendió a nivel de toda la feria.

En el Gran Mercado, punto de encuentro de productores y agricultores de todo el Perú, el podio de los productos que gozaron de mayor demanda lo componen el quito quito de Oxampampa, los arándanos de la Asociación de Mujeres Emprendedoras de Churín y la maca negra de la empresa Maquerito de Junín. Más abajo están el manjar de chirimoya, las piernas de jamón, el queso tipo andino, tipo suizo y los helados artesanales Yipis.

También hay que destacar las grandes novedades culinarias que dejó Mistura este año y recibieron gran aceptación del público. Entre ellas, el chupe de mondongo de El Narifa (Ayacucho), el caldo de gallina acevichado de El Soperito, el guiso de rabo de El Dolo (Cusco) y el chilcano de carachama de La Coconita hicieron las delicias de los mistureros que se atrevieron a pedirlas. Además, La Norteñita, Recepciones Amazonas, las infusiones de Bar Medicinal y los postres de Las Cholas.

Homenajes y Reconocimientos

El Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur) realizó un emotivo reconocimiento a la Sociedad Peruana de Gastronomía (APEGA) por sus 10 años de vida y por la notable labor que ha venido realizando para que el Perú sea reconocido como un destino gastronómico internacional.

Eduardo Ferreyros, titular del Mincetur, entregó en el Gran Auditorio de la feria una placa conmemorativa al presidente de APEGA, Bernardo Roca Rey, y recalcó que Mistura ha contribuido a que Perú ocupe una posición de vanguardia en la escena gastronómica mundial.

mistura-2017

 

Mistura se ha consolidado en sus 10 años de existencia como la feria más importante de América Latina y en un ícono de la peruanidad, aseguró Ferreyros durante el acto.

Recordemos que la feria recientemente fue declarada de interés nacional por Mincetur.

Apega por su parte también en el marco de la décima edición de Mistura en una ceremonia desbordante de emociones y sobre todo alegría, rindió un merecido homenaje a los cocineros que dejaron un legado incalculable y dieron todo para que esta feria gastronómica sea, continúe siendo, un emblema cultural que representa al Perú.

Teresa Izquierdo, Manuel Llave, Toshiro Konishi y Cecilia Huamaní fueron reconocidos en el Auditorio de Mistura, por su enorme contribución no solo para el despegue de la feria gastronómica, sino también para toda la industria culinaria nacional.

Teresa supo enamorar comensales en El rincón que no conoces –su restaurante, hoy manejado por Elena Santos, su hija–; Toshiro fue un pionero de la cocina nikkei en el Perú; y Manuel y Cecilia se hicieron eternos tras dedicar sus vidas a conquistar paladares con sus suculentos tacu tacus y chanfainitas.

Los organizadores de Mistura también otorgaron un reconocimiento a chefs emblemáticos de la feria como Gastón Acurio, José del Castillo, Flavio Solórzano, Mitsuharu Tsumura, Javier Wong, Humberto Sato y Héctor Solís.

“Es mucho lo que se ha avanzado, y es justo reconocerlo, pero también hay aún mucho por hacer en el camino del fortalecimiento de nuestra gastronomía y de cada uno de sus actores. Por eso felicito a Apega que hoy se da un tiempo para reconocer a cada uno de los eslabones de la cadena” dijo Javier Wong tras el merecido reconocimiento.
Finalmente, Apega otorgó una distinción a su Consejo Directivo por su incansable labor, entre los que figuran Isabel Álvarez, Patricia Dalmau, María Rosa Arrarte, Johan Leuridan y Adolfo Perret.

mistura-2017

 

Fuente: Mistura

Añadir nuevo comentario